Mamoplastia de Reducción

Mamoplastia de Reducción

¿Qué es la mamoplastia de reducción?

La mamoplastia de reducción o reducción de mamas es un procedimiento quirúrgico encaminado a disminuir el tamaño del seno a través de la reducción o extracción de glándula mamaria, tejido graso y la piel que los envuelve. Logrando unas mamas más pequeñas, altas, tensas y armonizadas.

Este procedimiento logra cambiar el volumen y la posición de los senos de acuerdo con el cuerpo de la paciente, logrando un resultado más armonizado y proporcional con el resto de su cuerpo, que la satisfaga y le resulte más cómodo.

Usualmente, las mujeres que deciden realizarse una mamoplastia de reducción lo hacen por para aliviar malestares físicos, ya que, un pecho muy voluptuoso puede interferir con sus actividades o resultar doloroso.

Compártelo en tus redes
0
0
0
Compártelo en tus redes

LOS PROBLEMAS

Desde problemas de espalda a problemas para amamantar a un niño que acaba de tener (dada la disfunción que se puede presentar debida la alteración de los tejidos y de los alvéolos mamarios), estos son algunos de los problemas que se pueden presentar por tener unos senos excesivamente grandes (o también denominado técnicamente hipertrofia mamaria).

Además de todos estos problemas, se presentan también los ya mencionados de índole estética. Problemas los cuales que de no ponerles solución pueden ocasionar graves consecuencias y complejos a la mujer que lo sufre. Y es que no siempre una mama grande es sinónimo de belleza, salud o bienestar.

¿En qué consiste la Mamoplastia de Reducción?

En la mayoría de los casos, la mamoplastia de reducción se realiza bajo anestesia general, por lo que, la paciente estará profundamente dormida durante todo el proceso. En los otros casos, la persona recibirá un fármaco que la ayudará a relajarse para que luego le sea aplicada anestesia local, esto ayuda a insensibilizar la zona y lograr que la cirugía sea completamente indolora.

La reducción de senos consiste en la extracción de cierta cantidad de tejido mamario y piel, además, se reubicarán los pezones para que queden naturales con el resto del seno; este es un corte que luce como una ancla. Normalmente, el Doctor Mauricio Jiménez realiza tres incisiones; una alrededor de la areola, otra que corta desde la areola hasta el pliego del seno en línea vertical, y, por último, otra incisión en el pliegue debajo de la mama.

A continuación, empieza la extracción de la piel, el tejido mamario y la grasa innecesarios, se mueve el pezón y la areola para que quede en una posición más alta que esté acorde a la nueva apariencia del pecho. Usualmente, esta cirugía también cambia el tamaño de la areola, haciéndola más pequeña.

Finalmente, el cirujano cerrará las incisiones con suturas, lo que ayudará a la remodelación de los senos. La cirugía puede durar entre 2 y 5 horas dependiendo del caso, y es posibles que el paciente deba quedarse en el hospital durante una noche o más.

EL POST-OPERATORIO DE LA REDUCCIÓN DE SENOS

Después de la reducción de mamas, los senos y el tórax serán envueltos en una gasa (vendaje) y, en algunos casos, será necesario colocar tubos de drenaje cerca a las mamas, los cuales serán retirados alrededor de tres a cinco días después de la operación, de acuerdo con las indicaciones del Doctor Mauricio Jiménez.

La primera semana, las gasas serán retiradas para ser reemplazadas por un sostén suave o postquirúrgico que deberá ser usado durante varias semanas, dependiendo de su proceso de recuperación y la experiencia del Dr. Mauricio Jiménez.

Con respecto al dolor ocasionado por la cirugía, este deberá disminuir después de unos pocos días, aunque le serán recomendados analgésicos que le ayudarán a soportarlo, este medicamento debe ser tomado con comida y bastante agua. Además, es importante que no aplique calor o frío sobre sus mamas a menos que el Doctor Mauricio Jiménez lo haya indicado.

Al cabo de unos días, la hinchazón y los hematomas alrededor de las incisiones deben desaparecer. Usted puede experimentar una pérdida de la sensibilidad de manera temporal en la piel de la mama y los pezones después de la cirugía, pero ésta regresará con el paso de los días. Finalmente, los puntos de sutura serán retirados en alrededor de dos semanas luego de la intervención.

De vuelta a la vida normal

Lo más probable es que usted se encuentre satisfecha con su cirugía de reducción de mamas, por lo que, podrá sentirse mejor respecto a su aspecto, se encontrará más cómoda realizando algunas de sus actividades diarias y notará la desaparición de algunas dolencias físicas, especialmente dolores de cuello y espalda.

Los síntomas de la piel y el dolor desaparecerán si cumple responsablemente con las indicaciones del Doctor Mauricio Jiménez, aunque será necesario que use un brasier o sostén de soporte durante unos meses para ayudar al remodelación de las mamas. Sobre las cicatrices, el Doctor Mauricio Jiménez tratará, en lo posible, de que queden ocultas pero estas serán permanentes y serán más visibles durante el primer año, aunque se puede disminuir ampliamente su apariencia, por lo que, no serán notorias a simple vista, incluso cuando se estén usando escotes profundos.

Testimonios de Pacientes

Texto introini
Lucía - Un cambio de vida gracias a la Lipoescultura
"Después del procedimiento mi vida cambió considerablemente gracias a que me siento más segura y mi autoestima aumentó; sin lugar a dudas recomiendo al Dr. Mauricio Jiménez a todas mis amigas u otras personas, puesto que además de ser un muy buen medico, es un excelente y cálido ser humano. ¡Gracias Dr. Mauricio!"
Lucía - Un cambio de vida gracias a la Lipoescultura
Contáctanos

Contáctanos

X
Resuelve tus dudas sobre nuestros procedimientos de cirugía plástica o solicita una cita de valoración.

Los parpados son el primer lugar donde las primeras marcas del envejecimiento hacen presencia por una combinación de exceso de piel, hinchazón y pérdida de volumen.
Es desafortunado ver como en Colombia siguen creciendo los casos de mujeres que mueren o que terminan con graves complicaciones para toda su vida...
La bichectomia o como se le conoce popularmente, cirugía de reducción de mejillas, es un procedimiento quirúrgico que ha tomado mucha fuerza en los últimos años, especialmente en mujeres que perciben su cara redonda por el volumen de sus pómulos...